¿Estás pensando en llevar ortodoncia?

En nuestra clínica hemos comprobado que aproximadamente el 50% de los pacientes que acuden en busca de ortodoncia, ya la han utilizado previamente.

En palabras del Dr. Pelayo Gil-Abando, odontólogo especialista en ortodoncia y ortopedia en I2, “los tratamientos han evolucionado mucho, por lo que es preciso conocer las diferencias, indicaciones y características de cada uno ellos con el fin de poder optar por el más adecuado”. Los tradicionales brackets metálicos por la cara externa de los dientes son los más utilizados por los niños y los más económicos, recomendados para los casos en edad infantil en los que la estética no es lo primordial. Los brackets cerámicos son la versión estética de los anteriores, disfrutan de las mismas características que los anteriores con la peculiaridad de que son blancos. Otra de las soluciones a las que se puede recurrir son los brackets linguales que, aunque tienen un mayor coste, son los más eficaces en casos complejos y además los más estéticos, al estar ocultos a simple vista dado que se sitúan en la cara interna de los dientes.

Todos estos tratamientos pueden ser utilizados por personas de todas las edades, sin embargo, la tendencia es que los adultos intenten ocultar el uso de ortodoncia por lo que buscan la opción más estética y más cómoda posible. En este caso, Invisalign es la mejor opción, ya que se trata de una solución prácticamente invisible y removible por parte del paciente en cualquier momento, diseñada para no interferir en la vida cotidiana garantizando, no sólo la estética, sino la máxima comodidad. Con esta técnica, a medida que los dientes se van moviendo, se cambian periódicamente los juegos de férulas transparentes o aligners, por lo que los dientes se colocan de forma gradual, poco a poco y semana tras semana, hasta que alcanzan la posición final.

En cuanto a la duración del tratamiento, se ha reducido de forma muy notable respecto a los últimos años, no obstante sigue dependiendo en gran medida de la gravedad del caso, partiendo de los 6 meses hasta los 24. Los precios también han decrecido de manera importante, convirtiéndose en una opción asequible para la mayoría de las pacientes.

Desde I2 os recomendamos que acudáis a la clínica para analizar vuestro caso y valorar si el uso de ortodoncia mejoraría vuestra salud dental, pues creemos que una sonrisa bonita y saludable es fundamental en nuestra vida.

Comentarios

Déjanos aquí tu comentario

Asegúrate de rellenar correctamete los campos marcados con *